El sueño de Giovanni Bassain

Título original: Il Sogno de Giovanni Bassain

Año: 1953

País: Italia

Género: Ficción

Formato: 35 mm

Duración: 40’

Color: Blanco y negro

Productora: Centro Sperimentale di Cinematografia

Producción: Giuseppe Orlandini

Dirección:  Filippo Perrone

Director asistente: Tomás Gutiérrez Alea

Guión: Filippo Perrone, Tomás Gutiérrez Alea sobre argumento de Tomás Gutiérrez Alea

Vestuario: Luciana Angelini

Fotografía: Giuliano Swanti

Operadores de Cámara: Giancarlo Cecchini, Giancarlo Pizzirani

Dirección artística: Paolo Falchi

Sonido: Romano Mergé

Reparto: Marco Guglielmi, Fulvia Lumachi, Nando Cicero, Elio Guarino, Giulio Paradisi, Claudio Coppetti, Livia Contradí, y la participación de Michele Simone y Pasquale Nigro


Sinopsis:

Trabajo de fin de curso de Tomás Gutiérrez Alea en el Centro Sperimentale di Cinematografia de Roma.


Julio García-Espinosa sobre el filme

En los créditos no aparece Titón como el director de este pequeño film. La razón es que los estudiantes extranjeros no teníamos derecho a filmar. Podíamos ser ayudantes del alumno italiano o, como fue el caso mío, buscamos alguna pasantía o, en el mejor de los casos, una asistencia en algún film profesional. Yo encontré la manera de ir de Segundo Asistente en el film Años Fáciles de Luigi Zampa, siendo el Primer Asistente Nanni Loy.

Titón se había hecho amigo de un alumno italiano y éste se había enamorado de la idea que tenía Titón para un corto. Así fue que Titón, en la realidad, codirigió este pequeño film y, de hecho, se le puede considerar su verdadero autor.

El film, como verán, resulta muy lento. Los planos, aun cuando ya han perdido su carga dramática, persisten en demorarse. Pero esto es muy significativo. Se puede decir que hace cincuenta años, todavía la narración fílmica masticaba demasiado el relato para una más fácil comprensión del espectador. Hoy se resuelve en tres planos lo que antes requería diez. Lo significativo es ver como la agilidad de la narración ha contribuido al desarrollo del pensamiento del espectador y viceversa. Se pudiera decir que ha sido la forma, más que los contenidos, lo que ha contribuido a la evolución del espectador


Comentario

Al final de aquel curso en Italia, Titón consiguió filmar un cortometraje, no obstante las restricciones establecidas a los estudiantes extranjeros, “porque un alumno italiano no tenía guión y yo le proporcioné una idea”. Tres décadas después Gutiérrez Alea comentaba: “Esa peliculita no quisiera volver a verla: me imagino que sería un desastre. El tema era lindo, tenía que ver con la realidad y el sueño, cosas que de alguna manera siguieron obsesionándome”.

Related Entradas